domingo, 25 de julio de 2010

RÍO REVUELTO

 
 
Por: Giovanni Cegarra

 
La Fiesta Brava Venezolana, en estos momentos de difícil coyuntura económica política en el país, es todo un verdadero río revuelto en el que todos quieren hacerse de lo suyo, a costa de lo que sea, sin importarles el daño que pudieran hacer, con esto de "río revuelto ganancia de pescadores" con la diferencia que los pescadores aprovechan la ocasión  para en las aguas crecidas, pescar con mala fe, malas intenciones y mezquindades, arrastrando todo lo que se les interponga en el camino de sus apetencias personales, particulares, empresariales.
Dibujo cortesía María Graciela Lobo.

Todos los que de una u otra forma están inmersos en lo taurino, quieren pescar lo suyo, en este río revuelto de nuestra Fiesta Brava.

Revuelto porque en el grave declive económico que tenemos, un encierro lo están valorando en 350 mil Bs. F (350 millones de bolívares) o sea un toro,  novillo adelantado mejor dicho, tiene un costo de 50 mil BsF. (50 millones bolívares), los toreros cobran lo suyo (algunos lo valen otros no), los impuestos van por las nubes, los empresarios no quieren perder una y aunado a esto, los gremios taurinos se están tirando de las greñas y que buscando unidad, donde ni ellos mismos saben a ciencia cierta que es lo que realmente quieren pues todos halan para sus intereses particulares y tristes, contribuyen al detrimento de la Fiesta.

En este río revuelto de la Fiesta Brava, palo y palo lleva lo que pescan porque nadie quiere perder y arrastran todo a su paso y entonces, la cacareada defensa, impulso, consolidación, fortalecimiento de lo taurino, queda en las aguas turbias de la incertidumbre del mañana, en la incertidumbre de saber que quedará cuando baje la crecida.

Llueve de todo sobre la Fiesta Brava, alimentando ese río revuelto en la que nadan los taurinos, piedras van y vienen, arrastradas por quienes se dicen consagrados taurinos, que hablan y engañan más que políticos en campaña electoral y a la hora de sentarse, a definir acciones, nadie sale con nada, porque nadie da su brazo a torcer, todos quieren ganar del río revuelto.

No se supo más nada del Proyecto de La Ley Taurina Nacional engavetada en algún escritorio de la Asamblea Nacional Bolivariana, la Plataforma Taurina Nacional se esfumó en el recuerdo de unas batallas ganadas más no la guerra y mientras, llueve y seguirá lloviendo sobre nuestra Fiesta Brava, apareciendo damnificados y sobrevivirán del torrencial aguacero, aquellas Ferias Taurinas, donde la sensatez, la credibilidad, la buena organización gerencial, la unidad, esté bien definida, se sepa realmente lo que queremos de verdad y salgamos a flote de este río revuelto y en sus efectos, la ganancia será de buenos pescadores taurinos.

1 comentario:

  1. que gran verdad lastima que sus colegas no se unan a ud que sabe decir la verdad sin ofender a nadie

    ResponderEliminar

¡Bienvenido!
Formula tus Comentarios y/o Sugerencias dejando tus datos personales como requisito para su publicación...

Publicaciones del Mes

RTVE - TVE

Hazte Fan de COREALSA

El Tiempo en Mérida

Situación actual en merida

Visitas